Que no te use de chupete

Ese ha sido el “maravilloso” consejo que me dio la enfermera en la revisión de control de peso de los siete meses y medio. Supongo que me ha dado el clásico consejo del que no tiene ni puñetera idea y lo dice de oídas.

Que digo yo, que le importa a ella como consuelo a mi hija. Es como si me dijera “no le cantes para que se duerma”, si mi hija se consuela cuando me la pongo al pecho y a mi no solo me resulta comodísimo ya que no tengo que buscar como hacerlo si no es que además me encanta, para que tiene que decirme que debo o no hacer con mis tetas.

La forma más eficaz de consolar a mi hija, junto a mi pecho.

La forma más eficaz de consolar a mi hija, junto a mi pecho.

Me quede con las ganas de decirle, no, si mi hija no es que use mi teta de chupete, es que no usa chupete de teta, que parece que no se han percatado de que lo normal es la teta y de que el chupete es un mero sustitutivo de un pezón. Entiendo que haya mujeres que encuentran más cómodo meterle un trozo de goma en la boca a su hijo o que lo hagan cuando no están, yo a veces también le doy un chupete a Alba, aunque no termina de pillar muy bien su uso, lo coge por la tetina y chupetea la arandela pero si quiere usarlo “normal” no se lo impido. Pero cuando llora desconsolada o tiene sueño no quiere saber nada de chupetes, lo único que la consuela es la teta. Y yo encantada.

Vamos, que me digan como tengo que calmar el llanto o la desazón de mi hija me parece que excede de sus funciones que hasta donde yo sé es revisar que mi hija se encuentre bien de salud, como la consuele es cosa mía..

En fin, típico tópico que cuando pides que te expliquen porqué no puedes hacerlo no saben que contestar y te dicen “no sé, es lo que dicen…”, es como cuando te sueltan “no lo lleves en brazos que se acostumbra” y les contestas que si se acostumbra a ir en carro es peor, que luego tienen 6 años y aún quieren ir en el carro y no andar ¡Se quedan callados y sin argumentos!

Si te ha gustado esta entrada puedes compartirla, pero no olvides mencionar el origen.
También puedes seguirme en twitter o en facebook

Déjalo llorar que así no se malcría… y así nos va.

Que las cosas están muy chungas no es ninguna novedad. Llevamos años de crisis y parece que no llegamos a ver el fondo. Hay mucha gente que opina que tenemos lo que nos merecemos, que actuamos como borreguitos tragando sin reaccionar y que estamos así porque no hacemos nada para evitarlo.borregos

Hoy se sabe que dejar a un bebe llorar hasta el agotamiento solo le enseña que por mucho que proteste no va a conseguir lo que quiere, que por mucho que llore sus necesidades no van a ser atendidas. Que para que se va a molestar en llorar si nadie acudirá, nadie le hará caso.

Pero la mayoría de los bebés de mi generación y posteriores hasta hace relativamente poco (yo soy de 1969, tengo 44 años) nos hemos criado “llorando para que se nos ensancharan los pulmones”. Nuestras madres no podían cogernos en brazos para que no nos acostumbráramos, nos sacaron de la habitación de bebes y nos dejaron llorar hasta el agotamiento “por nuestro bien”. Nos “enseñaron” a dormir solos, sin quejarnos y sin protestar. Sin molestar.

¿Y nos sorprende que ante esta situación estemos reaccionando así? Si es lo que nos han enseñado…

Si te ha gustado esta entrada puedes compartirla, pero no olvides mencionar el origen.
También puedes seguirme en twitter o en facebook

Planes para el lunes

1.- Terminar el kit de emergencia

2.- Pasar la cama a la nueva habitaciónlista_tareas

3.- Subir la mecedora a la terraza

4.- Llevar la cuna a la habitación y montar protectores y sábanas (que ya están lavados)

5.- Bajar cómoda a la terraza para empezar a lijar.

6.- Probar a instalar los huevines en los coches (y si ya hacemos limpieza interior sería la repera!)

 

¿Alguna apuesta a que no hacemos ninguno? 😀

 

¿A quien se parecerá Alba?

Los niños suelen sacar parecidos de sus padres, unos se parecen más y otros se parecen menos. Luego además del parecido físico están los gestos y la forma de hablar que yo creo que es lo que realmente hace que nos parezcamos.

Muchas veces los hijos se parecen a los padres de pequeños. Si tenemos esto en cuenta Alba será una mezcla de esto:

EvaPeque11 EvaPeque10 EvaPeque07 EvaPeque06 EvaPeque04 EvaPeque03 EvaPeque02

 

Y esto:

JuanjoPeque01 Juanjo1 Juanjo2

Esperemos que saque los ojos del padre y las orejas de la madre 😀

En la web hay montones de sitios donde poniendo dos fotos, hacen una remezcla y crean un bebe que en teoría se parece a ambos, este ha sido el resultado de una de ellas:

 

Lo que no sé es de quien sacaría esos rinchos y los ojos azules…. eso si, las orejas según esta web, del padre 😀

Cosas que quiero para mi niña

Ahora que la cosa va avanzando y que cada vez soy más consciente de que si, que dentro de poco habrá una personita que dependerá de nosotros para todo, no puedo evitar pensar como será, a quien se parecerá, de quien sacará que cosas. Hemos llegado a la conclusión de que seguramente será tirando a morena de color de pelo y que viendo a sus padres ya podemos ir ahorrando para el láser porque herede de quien herede va a ser peludilla. Diría que no será de esos bebes que nacen pelones, tengo la sensación de que nacerá con una buena mata de pelo oscura. Ya veremos.

Al margen de lo que herede físicamente de nosotros que ya veremos que es, hay un par de cosas que me gustaría para ella.

Lo primero, me gustaría que tuviera una relación con su padre tan estrecha como la que su padre tuvo con el suyo. Yo no he llegado a conocer al padre de Juanjo, pero me gusta mucho ver, por lo que me cuenta, la relación tan unida que tuvieron, quiero que mi niña esté igual de unida a su padre (y a mi, claro).

padre-e-hija

Y después, me gustaría que tuviera la misma suerte que yo y encontrara a una persona para compartir su vida tan maravillosa como la que he encontrado yo, sea hombre o mujer, eso me da igual, pero que tenga tanta suerte como yo y encuentre a una persona que la haga inmensamente féliz. Eso si, si puede ser un poquito antes, mejor. Para que tenga más años de felicidad.

Y ya puestos a pedir, ¡Que herede la constitución de su padre para que pueda comer lo que le de la gana sin engordar!

 

Pendientes

Uno de los dilemas que se nos han planteado al saber que esperamos una nena es el tema de los pendientes. Más concretamente de los agujeros de los pendientes.

¿Se los hacemos o dejamos que decida ella cuando sea mayor?

Juanjo no se moja, dice que lo que yo decida. Personalmente siempre he pensado que no, que si quiere ya se los hará cuando sea mayor. Pero claro, una cosa es pensar en teorías y otra es tener en un proyecto de mujer dentro.

orejabebe

¿Y si cuando la nena tenga cinco años y todas sus amigas lleven pendientes ella también quiere? ¿Se los hacemos entonces que seguro que le dolerá (porque digo yo que algo dolerá) y hay más riesgo de infección?¿No se los hacemos y que se los haga cuando sea más mayor? Porque a no ser que salga un chicazo, seguramente cuando vaya creciendo le gustará llevar pulseras y collares y pendientes…

Siempre se puede poner de clip, pero no es lo mismo.

Si se los hacemos cuando sea un bebe, tengo la sensación de que cicatrizarán antes y de que el riesgo de infección es menor.

Claro que si se los hacemos, nos quedamos sin argumentos cuando tenga quince años y quiera hacerse un piercing en el ombligo, ¿Como le dices que no se agujeree el cuerpo si tu ya se lo has agujereado sin su permiso? Y que conste que a mi los piercings en el ombligo me gustan, de hecho hasta hace cinco meses yo llevaba uno, en cambio en la cara no me gustan nada.

Hay quien cree que es una costumbre bárbara, hay quien piensa que es una tradición. Hay quien piensa que es mutilar el cuerpo de la niña, hay quien piensa que es bonito.

Yo no creo que sea para tanto, intento mirar el lado práctico.

¿Se los hacemos ahora que no se va a enterar o esperamos a que sea “mayor” y decida ella? Este es el dilema.